Archivos del mes: 29 noviembre 2012

Consejos para mantener tu jardín I

Los jardines, más allá de su valor estético o natural, son un entorno agradable donde reposar tras un día cansado o una jornada de trabajo estresante. ¿A quién no le gustaría poder disponer para su ocio de uno de los mejores jardines del mundo?

Sin embargo los jardines precisan de una serie de cuidados y si nos descuidamos podemos encontrarnos con que debemos invertir demasiado trabajo o bien quedarnos con un jardín mustio y descuidado.

 

 

Esta serie de consejos será muy útil para aquellos que quieran tener un buen jardín sin invertir mucho tiempo ni tener que contratar a terceros para su cuidado:

1) Acaba con las malas hierbas cuanto antes.

Las malas hierbas pueden acabar en pocos días con el mejor de los jardines. Los métodos tradicionales como el arranque manual o la utilización de fuego no resultan del todo efectivo.  Lo mejor es utilizar “Glisofato” que acaba con las gramas y las raíces, se aplica en las hojas y la savia se ocupa de llevarlo al resto de la planta.

2) Hormigas. Estos insectos pueden ser voraces y están asociados al pulgón. Para librarte de ellos, frota un limón en la base de las plantas y dejarán de acercarse a ellos.

3) Lombrices. Las lombrices son muy útiles en el suelo ya que colaboran con su oxigenación y fertilización. Sin embargo hay casos puntuales, como en determinados céspedes, en los que el número puede ser excesivo. En esos casos determinados basta con aplicar insecticida en la superficie. Aunque con dos o tres aplicaciones el efecto será más intenso, conviene no abusar ya que como hemos dicho son beneficiosos para tu jardín.

 

 

Anuncios

A mano

Siempre he sentido auténtica pasión por el trabajo manual. Esa satisfacción de crear con tus propias manos, con esfuerzo, hasta que al final tienes el producto final entre tus manos.

Por un lado está la satisfacción del trabajo hecho (e incluso bien hecho) pero a eso se une el orgullo de ver algo que has creado con tus propias manos. Sin duda muchos de quienes trabajan en temas manuales o en la construcción no sienten esas sensaciones, pero eso es porque para ellos se trata de un simple trabaja alimentario, no de una pasión. Ojo, no digo que no canse, que el trabajo duro es lo que tiene, pero tras un duro día de trabajo, si lo único que buscas es un sueldo -por otra parte algo muy digno y poco criticable- los días malos se te tienen que atravesar sí o sí; sin embargo, si además de dinero -oye, que hay que comer- al acabar tu jornada te sientes orgulloso por lo que has hecho, todo se hace más llevadero, por no hablar de esa sensación de satisfacción que te deja…

Imagen

 

Además del trabajo manual siempre me ha fascinado el mundo de la construcción, en especial el de las grandes estrructuras. Me declaro fan incondicional de eso documentales en los que se explica casi paso a paso cómo se realizan las mega-construcciones, desde puentes a rascacielos. Si hubiera un vídeo de como se hicieron las pirámides ahí estaría yo viendo como se hacía.

En definitiva el -poco, realmente poco- tiempo que me dejan los quehaceres cotidianos intentaré usarlo para alimentar este blog con trucos sobre manualidades, noticias del mundo de la construcción, vídeos sobre estos temas que me hayan parecido interesante, etc.